Noticias

Enterate de todo lo que pasa.

VÓLEY: El impulso de la actividad en el Club Dolphins en tiempos de pandemia

VÓLEY: El impulso de la actividad en el Club Dolphins en tiempos de pandemia

Si uno hiciese una lectura fácil, asociaría el crecimiento del vóley al momento histórico de la pandemia. Porque lo cierto es que en momentos de restricciones, la cantidad de jugadoras se triplicó desde 2019 y se duplicó de 2020 a la fecha. Pero lo cierto es que este buen funcionamiento tiene que ver mucho con el buen trabajo del área del club.

A la estructura general del club, y la capacidad de adaptación a los tiempos del Covid, se suma el buen trabajo del equipo de profesores y entrenadores de vóley que encabeza Gustavo Gómez. Él mismo se encarga de esclarecer las razones del crecimiento.

“A pesar de la pandemia, del 2020 en el que estuvimos mucho tiempo cerrados, o las restricciones de horario y todo lo que hemos pasado, el vóley creció notablemente. Hablamos de pasar de seis niñas en minivóley a 30; de no tener división Maxi porque había desaparecido, a tener 20; y de tener que dividir las categorías federadas y no federadas -describe el manager de este deporte en el club-. Teníamos 40 federadas y ahora tenemos 50 federadas y 50 no federadas, tenemos más del doble de la cantidad de gente. Puede ser porque la gente estuvo encerrada en su casa, pero cuando pasó el encierro la gente se acercó mucho, queriendo volver con los niños y las chicas al club, al aire libre, al deporte”.

Si bien es cierto que en otros clubes la realidad fue opuesta, en Dolphins todo fue viento a favor. ¿Por qué? “Parte de pandemia, parte de un buen trabajo desde el club en cuanto a la difusión, a la conducta deportiva del club en general, y obviamente del trabajo del staff técnico de los profes de vóley que hizo que la gente nos eligiera”.

Los datos son contundentes: en 2019 había 48 entrenando en el club, en 2020 aumentó a 67 y este año llegaron a 143, en mini, federados, promo y equipo B. 

“Se dieron varias razones, y eligió Dolphins en general. Vóley fue uno de los elegidos, y hoy no nos alcanzan los días y horarios que disponemos de la cancha. Hemos crecido más que nunca a pesar de la pandemia. Seguir creciendo es muy importante y hemos crecido muchísimo en todo aspecto, en cantidad, en calidad y organización. Falta lo competitivo porque uno lo extraña, extraña esa sensación que provocan los partidos, pero ya volverá en algún momento”, analizó.

¿Por qué no sólo fue el vóley? En pandemia el club de Villa Eucarística le sumó el gimnasio, el piso nuevo y se cambiaron todas las luces de la cancha de vóley, sin contar el nuevo playón que permite imaginarse nuevos escenarios a futuro. Cambios que tanto jugadores como socios saben apreciar. 

Con esas modificaciones, el plantel técnico hizo lo suyo en la faz organizativa. “Supimos organizarnos en la vuelta a la actividad en plena pandemia, y en un mes y medio o dos cambiamos cuatro veces los horarios, y lo seguimos haciendo. Se trata de adaptarnos, de volvernos a organizar, de replantear horarios, días, quien va con un grupo, quien con el otro. Esa organización deportiva también funcionó, acomodada con el gimnasio. Había que organizar el horario de entrenamiento acotado, coordinado con el gimnasio, y todo eso lo hicieron los entrenadores. Fue muy bueno para los tiempos de canchas disponibles, que debían modificarse de acuerdo a las restricciones”, asegura.

Lo dicho. Una lectura simplista diría que, gracias a la pandemia, el vóley del Club Dolphins creció. Lo cierto es que fue el resultado de una gran capacidad de adaptación a los tiempos que corren, y de seguir activos, cuando todo parecía parado.

Volver a Noticias de Polideportivo