Noticias

Enterate de todo lo que pasa.

SALTOS ORNAMENTALES: Mauricio Saravia, un trampolín al número uno del país

SALTOS ORNAMENTALES: Mauricio Saravia, un trampolín al número uno del país

A los 16 años, el cordobés Mauricio Saravia es el número uno indiscutido entre los juveniles del país, y hoy por hoy, el mejor clavadista incluyendo a mayores. Pero el principal mérito del discípulo de los entrenadores José Montes y Alicia Moselli es que la preparación que lo ha llevado a trascender las fronteras del país lo ha hecho en “seco”, en trampolines y camas elásticas montadas en la cancha de básquet del Club Municipalidad.

Es que la pileta con trampolín del club es abierta, y por lo tanto imposible de utilizar para entrenamientos en invierno. Así ha ganado los Campeonatos Nacionales, se ha subido al podio en torneos en Chile y ocupó el sexto puesto en el Sudamericano Juvenil de Colombia.

Mauricio tiene un registro con su sello: fue el primer juvenil en hacer triple y medio adelante y doble y medio inverso y atrás. “Se había hecho antes pero no a mi edad. Fui el más joven en lograrlo”, dice orgulloso. 

“Empecé de chiquito. Como vivía cerca del club mi mama me dijo que tenía que hacer deporte sí o sí. Me incliné primero por natación, pero cuando vi a los chicos saltando me pareció buenísimo. Después me di cuenta que había que tomarlo con seriedad y responsabilidad”, cuenta.

Cada vez que Mauricio se sube a la tabla, “mi cabeza se me despeja totalmente y pienso sólo en lo que tengo que hacer. Lo que practico en un año lo ejecuto en un par de segundos, y es en lo que me concentro”. Y agrega: “es bastante lindo hacer este deporte, a pesar de que da un poco de miedo. Hay que aprender a convivir con él, y a superarse uno mismo”.

-Y sos el número uno del país en juveniles.
-Sí. No es poco pero tengo ganas de seguir progresando y llegar más lejos. Pero necesitamos el apoyo de la Federación (a este deporte lo contiene la de Natación) para salir del país y tener más competencia. Si bien en el país hay otros chicos no son la competencia que necesito.

Saravia no deja de ser un juvenil que necesita su tutor deportivo. Y lo encontró en su entrenador de siempre. “En la relación entre profesor y alumno se toman las cosas con más seriedad y se ven las cosas desde otro punto de vista, y es diferente el trato. Fuera del entrenamiento es como mi abuelo, paso todos los días con él y es parte de mi familia. Me enseña mucho”, resume.

-¿Qué te enseñan los saltos ornamentales?
-Mucho compromiso, disciplina. Hay que ser perseverante, no sólo en el deporte sino en otros aspectos de la vida. El deporte te trae amigos, conoces lugares, hay gente que no se da cuenta pero te saca muchos vicios. Es lo que me queda.

Mientras salta en el trampolín armado para el entrenamiento, Mauricio Saravia sueña con “llegar a unos Juegos Olímpicos. El próximo es en Tokio 2020 y hay que ponerse las pilas para ver si puedo estar”. Y con dejar grabado su nombre al alcanzar un récord que todavía tiene Ariel Montes, hijo de su entrenador.

“Ha quedado un récord de Ariel Montes que es el hijo de Pocho. Me deben quedar uno o dos saltos para alcanzar ese nivel de un clavadista mayor. El récord consiste en un salto con un mortal y medio adelante con tres giros. Yo lo estoy haciendo con dos giros”.

Así es Mauricio Saravia. Mientras se para en el trampolín su mente se despeja y sólo piensa en el otro récord está por venir.

Si querés aprender Saltos Ornamentales. Contacto: (351) 309-9357 / 641-9592.

Volver a Noticias de Polideportivo